¿Trabajas por salarios y te llego invitación de la declaración anual del ejercicio fiscal 2017?

La invitación que nos hace el Servicio de Administración Tributaria (SAT) es la declaración anual del impuesto sobre la renta de personas físicas del ejercicio fiscal 2017.

Durante la mitad del mes de octubre el órgano desconcentrado de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público sorprendió a gran parte de los trabajadores del país, haciéndoles llegar cartas invitación bajo el precepto de que tenían omitida la obligación de presentar declaración anual del ejercicio fiscal 2017.

Es menester hacer hincapié que las personas físicas que obtengan ingresos en un año calendario (salvo que sean exentos y aquellos que sí hayan pagado impuestos definitivos) se encontrarán obligadas a pagar el impuesto anual mediante declaración que se presentará el mes de abril del año siguiente.

La obligación emana para todos los contribuyentes que caigan en el supuesto mencionado en el párrafo anterior, sin embargo, hay una optatividad por no presentar la declaración cuando la persona física obtenga únicamente ingresos por salarios e ingresos por intereses, cuando en suma no se excedan de $400,000.00 siempre que los ingresos por intereses reales no excedan de $100,000.00 y sobre estos últimos se aplique la retención de ley.

Es importante mencionar que cuando se tienen ingresos por el rubro de salarios, se deberá presentar declaración anual cuando además de dichas entradas se obtengan ingresos acumulables de cualquiera de los otros capítulos del propio título 4to de la Ley del Impuesto Sobre la Renta, así como, cuando se hubiera comunicado por escrito al retenedor que se presentará declaración anual.

Es notable recalcar que cuando se deje de prestar servicios antes del 31 de diciembre del año de que se trate o cuando se hubiesen prestado servicios a 2 o más empleadores (patrones) en forma simultánea, también nace la obligación de presentar la declaración anual. Así como, cuando se obtengan ingresos por salarios y la fuente de riqueza se ubique en el extranjero, fusionando las primeras líneas del texto cuando existan ingresos anuales superiores a $400,000.00.

Existe la facilidad de no presentar la declaración anual cuando se dejen de prestar servicios antes del 31 de diciembre del año de que se trate y no se haya recibido en el lapso de tiempo los $400,000.00.

Así que, si eres de los afortunados que recibió una carta, seguramente ahora conoces la razón del porqué.😉